Gozo Vital, un loco de atar

Este maestro del bondage en Medellín apuesta por desatar nudos mentales a través de los que hace con sus cuerdas.

Yeison Sánchez
ysanchezrios@gmail.com
Performance Bondage de Gozo Vital

Gozo Vital y su performance. Fotografía cedida por Camilo Goez: gozovital.tumblr.com

A sus 54 años, Camilo Goez es un experto en rescate, trabaja como instructor de alturas y practica deportes extremos como el rappel; todo alrededor de las cuerdas. Pero desde hace años, es conocido en el mundo del arte y del BDSM como Gozo Vital. Con este nombre artístico, o alter ego, ofrece talleres y realiza performances con bondage, una práctica que tiene como fin inmovilizar con ataduras para infringir dolor o recibirlo, en búsqueda de placer, en una relación de dominación y sumisión.

El bondage hace parte del BDSM. Esta sigla enmarca una serie de prácticas eróticas en las que el dolor, la humillación y el placer son protagonistas: bondage, dominación, disciplina, sumisión, sadismo y masoquismo. Dichas prácticas, que generalmente se combinan con fetiches y el libre desarrollo de las perversiones, guardan un código de respeto, integrando un contrato o consenso establecido previamente entre sus practicantes.